viernes, 4 de septiembre de 2015

El cuaderno de Arte que alegró mi Tarde



Hace unos días acudí al centro comercial San Marino (norte de Guayaquil), debía encontarme con alguien, al dirigirme a la puerta de salida pasé junto a una "Isla" en donde el dependiente había salido, y encima del mostrdaor de dicha Isla noté un cuaderno mediano abierto de par en par. Me llamó la atención un dibujo hecho a mano y fué suficiente para detenerme a explorar sus páginas. Cada una de ellas estaba ilustrada con un dibujo. Claramente las obras estaban hechas por autores diferentes y muy jóvenes (la mayoría chicas, juzgando por la caligrafía). Entonces me pregunté: ¿Qué haría ese cuaderno ahí? ¿Fué dejado a propósito? ¿Alguna cámara estaba grabando las reacciones de quienes lo hallaban? Imaginé una intervención artística, un performance, "Teatro Invicible" etc... Y fuí recorriendo y tomando fotos de su interior, algunas las compartiré en esta entrada por que me parecieron interesantes, muchas de ellas contienen un mensaje esccrito.

Antes de irme supe por qué estaba el cuaderno ahí, pero no lo escribiré ahora! Debes ver y leer todo el post para saber. Así que: adelante!


La primera imagen que ví.  Muy bella ilustración.









El dibujo de la izquierda tiene un interesante mensaje, el de la derecha es sólamente gracioso!





"It's all about Imagination!"







 Como seguidor de Guns N' Roses, me gustó esta dedicatoria!





Un gran mensaje en un sencillo dibujo:























 Casi antes de irme volvió la dependiente de la Isla y solamente me saludó sonriendo sin agregar más. Yo NO podía quedarme con la duda! Debía preguntarle sobre el cuaderno! Así que me comentó que en aquella Isla (cuyo nombre NO RECUERDO), se vendían diferentes tipos de cuadernos estudiantiles, y siempre dejaban cuadernos en los mostradores para que los posibles clientes pudieran probar lo buenos y resistentes que eran. Además, me contó que quienes dibujaban en ellos eran chic@s de colegio que pasaban por ahí muy a menudo y plasmaban sus curiosas ideas tras luego marcharse sin comprar cuaderno alguno. Una maravilla nada sorprendente!